Rate this post

Jorge Wagensberg es doctor en física y profesor de Teoría de los Procesos Irreversibles en la Universidad de Barcelona, reconocido como uno de los científicos más prestigiados de Cataluña.

Para Wagensberg innovar es crear y crear es inventar alternativas. La selección natural se alimenta de la diversidad existente y la selección cultural de la creatividad humana. La capacidad de crear es en parte genética, y viene del deseo de sobrevivir, pero también hay otra parte que implica un gozo intelectual que llega cada vez que creamos o que aprendemos algo nuevo. Cuando una persona es creativa es capaz de generar más alternativas y de esta manera tener un abanico más amplio para elegir.

Este año llegó a las librerías Teoría de la Creatividad, poniendo un buen ejemplo de creatividad desde la portada, ilustrada con la famosa escultura El Pensador de Rodin rodeado de papeles arrugados, como broma visual de que varias de sus ideas son descartables. En este ensayo nos habla de la imaginación y la creatividad como una fuente de este gozo intelectual. Creación que origina placer además de conocimiento.

Wagensberg en su libro nos lanza preguntas sobre cómo se genera una idea, cómo madura o se marchita. Es un libro ambicioso sobre la teoría general de la creatividad que se apoya en la historia, la ciencia, el arte y la vida cotidiana para extraer ejemplos ilustrativos; señalando a la mediocridad como el vértice opuesto.

Ante una realidad cambiante como la nuestra, la ciencia debe evolucionar constantemente, lo mismo que las ideas, de tal manera que los que marcan la historia han sido y serán los creativos.